Ciclismo de carretera por Pasha Pakhomenko

Ciclismo de carretera por Pasha Pakhomenko

Hace bien poco he adquirido una bici de carretera que va a hacer las veces de segunda bici, destinada a un uso esporádico en esos días de invierno, posteriores a días de lluvia o para esos otros que tengo previsto andar en bicicleta, pero la climatología está en tu contra (ya sabéis que lo más nos gusta en NBICI.es es la montaña y sobre todo, preparar todas esas marchas BTT que van a suponer un reto para el año que viene).

Pese a que todavía no he podido realizar ninguna salida realmente larga, cuando compras una nueva bici, el primer momento que tienes, por escaso que sea lo vas a dedicar a dar una vuelta con ella y experimentar esas primeras sensaciones que probablemente no vayas a olvidar. Con una bici de carretera, lo primero que te llamara la atención será la capacidad de aceleración, la dirección nerviosa y sobre todo el cambio de posición sobre la bici.

Aceleración.

La bici de carretera cuenta con una capacidad de aceleración mucho más alta que la de montaña. Supongo que esto es debido a las ruedas de 700 y sobre todo a la conjunción de las ruedas finas y los desarrollos más largos.

Conforme vas dando pedaladas, sentirás como la bici avanza y se embala y mantenerte en velocidades medias altas resultara relativamente sencillo.

Dirección nerviosa.

Otro de los aspectos que cambia muchísimo respecto a una Mountain Bike es la dirección ya que en carretera es mucho más nerviosa que en montaña. Esto es debido principalmente a la diferencia de ancho de manillar entre unas bicis u otras, cuanto más ancho es el manillar, más control tienes sobre la bici y cuanto más estrecho se va transformando en una bici más nerviosa.

A esto te acostumbraras pronto.

Posición sobre la bici.

Las bicicletas de carretera cuentan con una geometría que busca una posición aerodinámica del ciclista de manera que ofrezca una menor resistencia a la rodadura y favorezca el avance. Esto, se consigue bajando la posición del manillar.

El manillar de una bici de carretera tiene varias posiciones, la posición de descanso (agarrado al manillar como en una bici de montaña), agarrado a los escaladores (manetas) o en la parte inferior del manillar.

Normalmente se circula siempre agarrado a la posición superior del manillar, no obstante, el cambio de posición donde más se acentua es cuando vas agarrado a la parte baja del manillar, aunque tranquilo, ya que esa posición normalmente se utiliza cuando vas llaneando a velocidades muy altas o cuando vas a rueda de otra persona que va agarrado a las manetas.

Y tus primeras sensaciones ¿Cuáles han sido? Vamos anímate y cuéntanoslo…

César Pérez Miguel (116 Posts)

Aunque César no lee Conan, es nuestro señor del acero. Biker Old School desde mediados de los 90 en este blog os hablara de prácticamente todo lo relacionado con el MTB y el mundo de la bicicleta en general.


¿Te ha gustado este post?
Apúntate y recibe en tu correo más post como este

Este post forma parte de una serie que hablaran sobre la llegada de un “biker” al mundo de la carretera centrado en las experiencias personales del equipo de NBICI.es.

Si te ha gustado puedes echarle un ojo a lo que ya hemos publicado anteriormente, y si no quieres perderte las próximas entradas, ¡apúntate y recibe en tu correo más post como este!