No todo tiene que ser darse panzadas encima de una bicicleta. También debe de haber un tiempo y un momento para disfrutar sin pensar en si se está haciendo un buen entrenamiento o perdiendo el tiempo.

Para días así, hay alternativas y rutas muy atractivas. Una de ellas, por ejemplo, puede ser darse una vuelta por las Hoces del Duratón, en la provincia de Segovia.

Y es que, a poco más de una hora en coche de Madrid, nos encontramos con un parque natural con una riqueza visual excelente.
¿Qué te parecería rodar entre cañones y sin coches a la vista? Toda la ruta transcurre por el fondo de un cañón y siempre a la vera del río Duratón.

Hoces del Duratón

Junto con la merienda, no olvides llevar unos prismáticos, ya que en las cornisas anida el buitre leonado. Este ave carroñera puede alcanzar los dos metros y medio de envergadura con las alas extendidas. Así que por lo que pueda pasar, no te recomendamos que te quedes mucho tiempo tumbado descansando.

Buitre leonado en las Hoces del Río Duratón

Buitres leonados al acecho de NBICI.es

La ruta es lineal. Empieza desde un pueblo bien bonito llamado Sepúlveda y termina en el puente de Villaseca, donde no puedes perderte la Ermita de San Frutos. En total, ida y vuelta, son unos 23 km. Todo bastante llanito y nada técnico. Puedes encontrarte algún tramo con algo de maleza pero nada importante.

Panorámica Sepúlveda

Ten en cuenta que al ser un parque natural y una zona de cría del buitre leonado, de enero a junio el acceso está regulado. No tienes más que ir a la oficina de turismo de Sepúlveda a solicitar el pase (gratuito) y no habrá mayores problemas.

Ahora sí que es el momento de llevarte a tu pareja, a tus churumbeles o a tu suegro a dar una vuelta con la bici.

Por la ribera del Duratón

Nacho Rodríguez López (15 Posts)

Si en NBICI.es hay un deportista ese es Nacho, nuestro finisher. Nadador, corredor pero sobre todo ciclista a través de sus post nos contara como prepararse para afrontar todas esas marchas btt que tanto te gustan.